10 de noviembre de 2014

Sankt Martin

El 11 de noviembre, o en la víspera, se celebra en toda Alemania, los Países Bajos y Austria el día de Sankt Martin.
Este buen hombre, Martín de Tours, según cuentan, fue un militar romano, nacido allá por el siglo IV en lo que sería la actual Hungría. Su servicio al ejército lo realizó siempre en Francia y durante el mismo, cuenta la leyenda, que en una noche de invierno en la ciudad de Amiens Martin vio a un mendigo desnudo y tiritando de frío cerca de la puerta de la ciudad. Se acercó a él y le dio la mitad de su capa.
En la noche siguiente Jesucristo se le apareció a Martin en sueños, y curiosamente este llevaba tan solo puesto la mitad de la capa que le había dado al mendigo.
Esa aparición cambió la vida de Martin, dejó el ejército y se convirtió al cristianismo.
Acabó siendo obispo de la ciudad de Tours, de ahí su nombre. Su vida pastoral se centró en la evangelización y en la lucha contra las religiones y tradiciones paganas.


San Martín y el mendigo, obra de El Greco.

Curiosamente el refrán de “A todo cerdo le llega su San Martín” es por este señor. No consigo saber muy bien la razón, además el 11 de noviembre, día en el que se celebra la festividad de San Martín, fue la fecha elegida para realizar la matanza de los cerdos. Es cuando empieza el frío, pero ¿por qué el 11 y no el 12 ? Creo que eso es algo que nunca sabremos.

¿Qué tiene que ver todo esto con la costumbre alemana que se celebra en este día?
Nada.
Absolutamente nada.
Nada de cerdos.
Nada de matanzas.

De hecho en Alemania lo típico es que los niños hagan un mini recorrido por el barrio o el pueblo portando unas lámparas caseras, Laterne.
Esta tradición se sigue en la gran mayoría de colegios y guarderías.
Unos días antes de que se celebre la pequeña procesión, los padres de los niños se reúnen en el colegio para hacer los farolillos.

Foto sacada de internet

En esta procesión, que siempre comienza cuando ya ha anochecido, los niños suelen cantar canciones típicas de este día, aunque también es normal que haya un grupo de tambores acompañándolos. Es tradición que durante el recorrido los niños vayan a las casas a pedir chuches y caramelos, algo así como se hace en Halloween, una especie de aguinaldo.
Por lo general la primera persona de esta procesión es un hombre vestido con un traje romano montado sobre un caballo, imagino que en honor a Sankt Martin, el soldado romano.
El camino acaba en la iglesia, donde se celebra una misa especial.
Dado que siempre tienen que terminar en una iglesia este día no tiene porque ser el 11, sino cuando el cura pueda hacerles un hueco.
Al final, para acabar la fiesta, se celebra una hoguera.

Yo viví este día el año pasado en el pueblo donde trabajaba. Creo que todos los niños de los alrededores se reunieron y portando los farolillos atestaron las calles. Padres e hijos, de todas las edades, en cochecito también vale, andando juntos llevando unas lamparillas.
Me resultó muy curioso, pues al estar ya oscuro se crea una atmósfera particular. No es nada espectacular, pero es algo curioso de ver.

En Alemania a los farolillos les llaman laterne y a este día lo denominan Martinstag, aunque también se pueden referir a ello con el nombre de Laternenfest (fiesta de los farolillos), la procesión es el Sankt-Martins-Umzug.

Un ejemplo de un Sankt-Martins-Umzug:



Así que si en estos días los habéis visto, ya sabéis que son esos farolillos que llevan y que es esta tradición.

________

Vivimos en un país diferente al nuestro, y eso en algunas ocasiones implica también una nueva cultura con tradiciones que al principio nos pueden resultar extrañas. Pero no hay nada como saber de que se tratan para poder entender. ¿Te vienes a descubrirlas con nosotros?

Un saludo!!


4 comentarios:

  1. Muchas gracias...aprendí algo nuevo. Ahora bien si es curioso que ese dicho de a todo cerdo le llega su día, aca lo tenemos pero se le dice navidad...porque es tradición comer "lechona" que es una cerdita que pario relativamente hace poco en donde le sacan lo que tiene pro dentro y la rellenan de arroz y otras cosas...plato que personalmente nunca me ha gustado. Tengo entendido que no celebran el Halloween como tal? O piden dulces 2 veces casi que en 15 días?

    Oh otra cosa...bonita foto!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Valgame y casi se me pasa felicitarte por ser Bloggera del mes! Ya me lei tu reportaje, muy bueno!

      Eliminar
    2. Buenas creepo. ¿Decís "a todo cerdo le llega su Navidad"?
      No sé exactamente como celebran los niños Halloween, no sé si también van por las casas pidiendo caramelos. Aunque en este caso, en el día de Sankt Martin, es algo que se puede hacer, pero tampoco he visto que lo hagan.
      Gracias por las felicitaciones, me alegro que te gustara la entrevista (la foto es de internet...).
      Un saludo!!

      Eliminar
  2. el artículo me ha resultado muy interesante. Muchas gracias!! Mamen.

    ResponderEliminar

¡Buenas!

¿Te ha gustado esta entrada? ¿Te ha parecido interesante? ¿Estás en desacuerdo? ¿Tienes algo que aportar sobre este tema?
Yo os cuento mis experiencias, y todo aquello que me parece digno de mención sobre este país, ¿te animas a compartir tu opinión y experiencia con nosotros?
Siempre me alegro cuando veo nuevos comentarios, así me da la sensación de que no hablo conmigo misma...

Muchas gracias por leerme y por comentar.

PD: Es posible que algunas veces los comentarios den fallos. Escribís, lo enviáis y luego no aparece... No lo he borrado, es un error que da Blogger y no consigo averiguar que es. Si la entrada no es muy antigua podréis encontrarla en la página del blog en Facebook, allí podéis escribir también.

¡¡Un saludo!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...